Ya vamos dejando atrás, enero, un mes que además de septiembre, conocido como el mes de los inicios, inicio de curso, y en algunos casos inicio de la exigencia. ¿Por qué exigencia? Porque hay personas para las que los comienzos implican nuevos objetivos que son vividos desde la ansiedad. Cuando los objetivos que te pones no están ajustados con tus necesidades puede que sientas esta ansiedad, que te avisa de que por ahí no. La vuelta a la rutina es un buen...